Terremoto en la Premier: el Newcastle se convierte en el club más rico del mundo

La Premier League confirmó la venta del Newcastle a un fondo de inversión de Arabia Saudí por alrededor de 343 millones de euros. El club del norte de Inglaterra se convierte en el más rico del mundo ya que el patrimonio de sus nuevos dueños alcanza los 320 billones de libras, 10 veces más que el Manchester City.

Terremoto en la Premier: el Newcastle se convierte en el club más rico del mundo
Foto referencial
PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

PUBLICIDAD

El Newcastle ya es el club más rico del mundo. La Premier League confirmó este jueves la venta del equipo inglés a un fondo de inversión por alrededor de 300 millones de libras (343 millones de euros). De un día a otro, el equipo del norte de Inglaterra se convierte en el más poderoso del planeta ya que sus dueños tienen un patrimonio de 320 billones, 10 veces más que el Manchester City.

El pasado mes de abril de 2020 la Premier League no dio el visto bueno a una operación que finalmente, meses después, se ha acabado cerrando para la alegría del 93% de la afición del Newcastle que en su día dio el ok a una de las operaciones más grandes que se han dado en la historia del fútbol. Finalmente, tras casi año y medio de negociaciones, el Public Investment Fund (también operaría con las sociedades PCP Capital Partners y RB Sports&Media), como se hace llamar el fondo público de Arabia Saudí, ha puesto alrededor de 300 millones de libras encima de la mesa para hacerse con el club inglés. Lo que al cambio equivale a cerca de 350 millones de euros.

El PIF siempre se ha considerado como independiente de Arabia Saudí, pero detrás de esta gran inversión podría estar el jeque Mohammed Bin Salman, príncipe heredero de Arabia Saudí. El patrimonio total de los nuevos dueños del Newcastle podría ascender a los 320 billones de libras, 10 veces más de la que posee Sheikh Mansour, propietario del Manchester City. Esto convierte al club del norte de Inglaterra en el más rico del país y por supuesto en el más poderoso del mundo.

La Premier League se opuso desde el primer día a que Arabia Saudí se hiciera dueño de uno de los equipos con más historia de Inglaterra pero finalmente acabó claudicando. El campeonato inglés finalmente ha autorizado a Mike Ashley, máximo accionista del club, a que venda el club al fondo soberano saudí después de que Arabia Saudí levantara el veto a beIN y se comprometiera a acabar con la piratería. La Premier League aseguró que «tiene garantías legales de que el Reino de Arabia Saudí no se hará con el control del club».